martes, 14 de julio de 2009

TARTA DE NATA Y FRESA... (para las golosas)



Bueno, bueno, bueno...
Después de mucho buscar una receta bien rica pero sencilla, he descubierto que si, que la tengo y que, además, es deciliosamente rica...

Se trata de una tarta de fresa y nata "tradición en mi marido" que le haga algo así cada año por San Valentín. Si os fijáis en la fecha de la foto (no sé si se verá) dice: 13/2/2009, pues sí señores, esa misma noche, yo con todo mi silencio (eso es lo que más me costó) haciéndola sin que él se diera mucha cuenta y... ¡cataplúm!, aparece por la cocina... casi lo matooooooo.
Pues esa misma noche, natural y todo como estaba la tarta, tuvo que probarla, porque si no le dá algo al pobre
Bueno, yo cumplí por lo menos...

Y aquí va la receta:

INGREDIENTES:
  • 4 huevos
  • 200 gr de azúcar
  • 100 gr de aceite o 50 gr de mantequilla
  • 1 yogurt de fresa
  • 200 gr de harina
  • 400 ml de nata para montar
  • 1/2 kg de fresas limpias y enteras
  • 1 pellizco de sal
  • 1 sobre de levadura en polvo
  • Zumo de naranja para emborrachar
PREPARACIÓN:

  1. Precalentar el horno a 160º - 180º
  2. Poner en un bol los huevos y el azúcar y batir con batidora eléctrica hasta que quede bien mezclado y montado.
  3. Añadir el yogurt y seguir batiendo.
  4. Añadir el aceite y seguir batiendo
  5. Añadir la levadura, la harina y la sal. Tiene que quedar todo muy bien ligado, sin grumos.
  6. Verter la mezcla en un molde enmantequillado y enharinado (en esta opción os tengo que decir que yo utilizo el molde de silicona, que simplemente hay que darle un poquito de aceite y listo). Yo utilicé uno en forma de corazón.
  7. Ponerlo al horno 30 minutos aproximados. No abrir la tapa del horno durante los 20 minutos después de introducir la mezcla dentro, pues el bizcocho se puede bajar.
  8. Una vez acabado el tiempo, pinchar en el centro con un cuchillo. Si éste sale limpio, el bizcocho estará listo, si no, ponerlo unos minutos más pero no quitarle el ojo de encima, pues se puede quemar.
  9. Desmoldar y dejar enfriar. Una vez frío, cortar por la mitad horizontalmente.
  10. En un bol aparte, montar la nata. Poner la parte de abajo del bizcocho en el plato de servir.
  11. Emborrachar la parte de abajo del bizcocho con zumo de naranja. Empaparlo bien.
  12. Añadir encima del bizcocho la nata y poner encima la otra parte del bizcocho.
  13. Esta parte no se emborracha.
  14. Cubrir por encima con la nata sobrante.
  15. Decorar con las fresas en rodajas, enteras o como se quiera.

Disfrutarla en compañía de unos seres queridos es lo que os recomiendo

2 comentarios:

Rosa dijo...

Uuuuummmm qué pinta tiene esta tarta!!! Madre mía con lo golosa que soy yoooo. Te cojo la receta y un trocito para probarla. Besos

Chanel dijo...

Te digo como Rosa que pinta, la proxima nos guarda un trocito,
Cual tipo de tejas quieres que te explique?
besitos